Home

17 de mayo, 2009.

Para mí no hay nada en este mundo más hermoso ni más poderoso que el amor. Creo que estamos aquí para amar y ser amados, para aprender que no hay nada más valioso que compartir nuestra vida con alguien que nos ame y nos acepte tal cual somos. Yo sueño con sentirme la persona más afortunada del mundo por tener a ese alguien a mi lado. Quiero sentir, desde lo más profundo de mi alma, que esa persona es mi otra mitad, mi alma gemela.

Pero a veces, el mundo que me rodea me desanima, me hace sentir ilusa, y pierdo la esperanza. Pero luego recuerdo a los grandes poetas que han hablado de dicha sensación y me pregunto si a caso existe semejante cosa, o si sólo dejamos volar nuestra imaginación, creando ideales que no sólo jamás alcanzaremos, sino que no pueden existir bajo ninguna circunstancia.

Tal vez eso sean los cuentos de hadas y las historias románticas: meras reflexiones de los deseos más profundos del alma de un enamoradizo. Sin embargo, prefiero pensar que dichas cosas pueden suceder y que sólo es cuestión de fe y paciencia.

Me es evidente que para mí el amor es algo fascinante y además muy importante. Nunca me he tomado la molestia de contar cuántas veces al día me cacho pensando o reflexionando sobre el amor, pero creo que sería un número bastante elevado.

No sé si sea ingenua o demasiado idealista al pensar que el amor lo puede todo. Pero creo que la esperanza es el alimento para el alma y es por eso que prefiero ser ingenua a tener un alma desnutrida.

Pero con el tiempo, uno crece, y todo se vuelve más complicado… empezando por uno mismo. Las relaciones que establecemos también se vuelven más complejas. Nuestros sentimientos se agudizan y por lo tanto, el dolor se hace más fuerte. El miedo se apodera de nosotros y nos orilla a hacer muchas estupideces. Comenzamos a cargar con culpas y arrepentimientos. Guardamos rencores y nos volvemos inseguros.

Entonces el amor se vuelve tan complicado que comenzamos a creer que los cuentos de hadas y las historias románticas no son más que el producto de la imaginación de un pobre diablo con el corazón roto y la ilusa esperanza de volver a reunir los pequeños pedazos de su alma. Creemos que la desilusión terminará por consumirlo. Cuando vemos a un pobre hombre alcoholizado en la barra de alguna cantina con la mirada vacía, recordamos al pobre diablo de las historias románticas y los cuentos de hadas y sentimos lástima por él.

Nos han dicho que el león no es como lo pintan y por eso intentamos con toda nuestra fuerza borrar de nuestra mente aquella imagen del amor que los pobres poetas idealistas nos han mostrado a través de la historia. Aún así, me rehúso a pensar que ellos se han equivocado… ¿será entonces que somos nosotros mismos quienes nos limitamos?, ¿será que el amor no es más que un acto de fe?

A mi me gusta pensar que sí… y la verdad, creo que tiene mucho sentido. Tener fe es una de las cosas más difíciles para el ser humano, siempre tan racional y tan cuadrado. Si la razón de nuestra existencia es conocer el amor, me parece lógico que la fe sea el único camino para encontrarlo.

________________

Leo con algo de nostalgia viejas reflexiones sobre el amor. Algunos años han pasado, y mi perspectiva ahora es distinta en muchos sentidos. Un poco menos ingenua, quizá. Sin embargo, disfruto mucho volver al pasado, leer mis palabras y recordar el momento en el que decidí plasmarlas en papel. Mi diario es un tesoro que me permite comprender por qué soy la persona que soy, de dónde vengo, y hacia dónde quiero ir.

No pretendo tener todas las respuestas. Creo que el amor no es una meta, es un camino. Es un constante crecimiento. Para mí, el amor es la brújula y no el destino.

Día con día trabajo en amar más, en dar más. No siempre lo logro. Muchas veces fallo. He herido a personas que quiero y me he alejado del amor muchas veces. Pero siempre miro al futuro con esperanza. Si algo descubrí aquel día y aún forma parte de mi filosofía de vida es lo siguiente:

No sé si sea ingenua o demasiado idealista al pensar que el amor lo puede todo. Pero creo que la esperanza es el alimento para el alma y es por eso que prefiero ser ingenua a tener un alma desnutrida.


¿Te gustó este post?

Si te gustó por favor ayúdame a llegar a más gente compartiéndolo en redes sociales 🙂

Facebook: Utterly Disclosed
Twitter: @Disclosed_blog
Tumblr: utterlydisclosed.tumblr.com

3 thoughts on “Sobre el amor y la fe, 7 años atrás.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s